América pacta a 1 con Águilas Doradas en su debut

El Bicampeón no mostró el nivel esperado pese a dominar el encuentro

Pese a registrar un claro dominio del balón en los 90 minutos de partido, el América de Cali tropezó dolorosamente este domingo con el “Equipo Joven de Antioquia”, Águilas Doradas Rionegro, oncena que aunque en el papel se veía muy inferior ante los actuales campeones, lograron plantarse autoritariamente en el “Estadio Francisco Rivera Escobar” de Palmira y sacar un importante empate a 1.

El partido correspondió a la fecha 2 de la Liga BetPlay Dimayor 2021, aunque para “los escarlatas” representó su debut oficial luego de la suspensión del partido inaugural pautado para la semana pasada frente a Patriotas de Boyacá en Tunja, y tuvo que jugarse en sede alternativa por los trabajos de mantenimiento y restauración que se están efectuando en el mítico “Pascual Guerrero” de Cali.

Los dirigidos por Juan Cruz Real no mostraron en ningún momento el nivel técnico-táctico que los llevó a alcanzar su segunda corona consecutiva a finales de año, y claramente  nunca se vieron cómodos en el engramado palmirense, situación que fue aprovechada por su rival en los primeros 20 minutos del encuentro a través de peligrosas llegadas por la banda derecha a los 15 y 17 minutos de Jhon Fredy Salazar que milagrosamente no fueron concretadas.

A partir del minuto 25 se empezó a notar el dominio de los locales, especialmente en el medio campo con la conducción de Rafael Carrascal, encargado de habilitar magistralmente en varias oportunidades a los atacantes rojos Aldair Rodríguez y Santiago Moreno, éste último encargado de abrir el marcador (1-0) con fuerte remate de derecha al centro de la portería antioqueña en las postrimerías de la primera parte.

La segunda parte se iniciaba llena de imprecisiones, interrupciones y peligrosas faltas de bando y bando, aprovechando la visita un costoso error dentro del área del defensor Pablo Ortíz para conseguir una pena máxima que sería concretada (1-1) a los 57 por el mismo atacante Jhon Salazar, resultado que lamentablemente se mantendría por el resto del encuentro pese a los grandes esfuerzos realizados por “Los Diablos Rojos”.

América de Cali inicia periplo hacia el Tricampeonato

Los Escarlatas reciben este domingo en Palmira a Águilas Doradas

Luego de un accidentado inicio de torneo resaltado por la imposibilidad de utilizar temporalmente al “Pascual Guerrero” como fortín principal y la suspensión del partido inaugural, el América de Cali se apresta a recibir este domingo 24 de enero a Águilas Doradas Rionegro en el “Estadio Francisco Rivera Escobar” de Palmira como sede alternativa, en partido correspondiente a la 2da fecha de la Liga BetPlay Dimayor 2021.

El partido, programado para las 4:00pm hora local representará el debut oficial de los flamantes bicampeones en este novel torneo del fútbol colombiano, luego de no poder hacerlo la pasada semana en el “Estadio La Independencia” frente a Patriotas de Boyacá por la fuerte arremetida del Covid-19 en Tunja, situación que tiende a agravarse en numerosas regiones de nuestro país y que será un difícil escollo a superar para el normal desenvolvimiento de éste naciente campeonato.

Los dirigidos por Juan Cruz Real vienen gravemente heridos tras ser eliminados en penales por el Deportivo Pasto el pasado jueves 14 en 4tos de final de Copa Colombia, partido que sirvió de termómetro para que el entrenador pudiese medir la capacidad defensiva de su equipo luego de la salida de Edwin Velasco, Héctor Quiñones, Jefferson Murillo, John Arias y Juan Pablo Segovia, y la llegada de los nuevos defensores Jerson Malagón y Oscar Cabezas.

Por su parte Águilas Doradas dirigidos por el técnico local Hubert Bodhert, viene de experimentar una gran campaña en el pasado torneo, sobre todo en la última parte, quedando en la 9na posición de la tabla de clasificación a tan solo 1 punto de La Equidad que se quedó con el último cupo a la siguiente instancia, aunque frente a “los diablos rojos”, registró 2 derrotas sin victorias en el torneo pasado, situación que inclina claramente la balanza del favoritismo hacia los locales.